Cambiar la rutina de entrenamiento: ¿Cuándo hacerlo?

Cambiar la rutina de entrenamiento

Cambiar la rutina de entrenamiento es una de las dudas frecuentes de cualquier usuario que le gusta entrenar. Y es que en el cambio de rutina también está el progreso de nuestros resultados en el gym.

Por esa razón, en este post vamos a tratar este “problema” del que muchos tienen dudas al respecto. ¿Cuando se debe cambiar?, ¿Existe un plazo de cambio de rutina?, ¿Puedo estar con una misma rutina durante 3 meses?

No hay una respuesta concreta para todas estas preguntas, pero desde Infofit, vamos a dar nuestra opinión respecto a los cambios de rutina de entreno en el gimnasio.

Vamos a tratar de ser lo más breves posibles respecto a este asunto para que puedas tardar poco en conocer cuando cambiar la rutina de entrenamiento en el gimnasio. ¡Comenzamos!

Cambiar la rutina: Motivos para hacerlo

Lo primero que debemos enfocarnos, es en los motivos para tratar de modificar nuestra rutina de entreno. Para ello,  vamos a ver los posibles puntos para cambiar nuestra rutina de ejercicios:

“Rutina” muscular/Estancamiento

Una de las primeras razones por las que se debería modificar la rutina de entrenamiento, es precisamente por esa razón, porque se convierte en algo rutinario para nuestro cuerpo.

Esto significa, que si le das al músculo la misma rutina de entrenamiento, con los mismos ejercicios, las mismas series o el mismo tiempo de descanso, el músculo se adaptará. Y no queremos eso para evolucionar.

Para ello, necesitamos modificar la rutina de entrenamiento, sino estaremos cayendo en el estancamiento muscular y no evolucionaremos como esperamos.

Por otro lado, también es cierto que el músculo no entiende de “pesos”, sino que entiende de estímulos. Es decir, si quieres seguir con una misma rutina de entrenamiento, puedes hacerlo, pero tendrás que modificar algún factor para evitar continuar con este estancamiento.

Rutina muscular y estancamiento en la rutina de entrenamiento

Por ejemplo, si tenemos la siguiente rutina durante 3 meses, podemos estructurarla de la siguiente manera (vamos a analizar cómo se estructura):

Ejemplo Rutina de entreno Piernas, Hombro, Pecho

Características: Frecuencia de entrenamiento 2 (F2), 10 repeticiones, 4 series

1º Mes de rutina (90 seg. de descanso entre series)

  • Sentadillas en multipower – 120kg
  • Peso Muerto con barra – 90kg
  • Press Arnold con mancuernas – 18kg
  • Face Pull Sentado en polea baja – 70kg
  • Press Inclinado – 75kg
  • Aperturas planas – 25kg

2º Mes de rutina (90 seg. de descanso entre series)

  • Sentadillas en multipower – 130kg
  • Peso Muerto con barra – 100kg
  • Press Arnold con mancuernas – 20kg
  • Face Pull Sentado en polea baja – 80kg
  • Press Inclinado – 82,5kg
  • Aperturas planas – 28kg

3º Mes de rutina (70 seg. de descanso entre series)

  • Sentadillas en multipower – 130kg
  • Peso Muerto con barra – 100kg
  • Press Arnold con mancuernas – 20kg
  • Face Pull Sentado en polea baja – 80kg
  • Press Inclinado – 82,5kg
  • Aperturas planas – 28kg

¿Qué ha pasado en esta rutina? Lo que podemos ver, es que la rutina contiene los mismos ejercicios, sin embargo, se han modificado 2 variables dentro de la misma, que son el peso de los ejercicios y el tiempo de descanso entre series.

¿Qué supone esto? El cambio en el peso supone un estímulo de dificultad para el cuerpo, a más peso tras el primer mes, mayor es el nivel de dificultad.

Por otro lado, también vemos que en el 3º mes se cambia el tiempo de descanso, que son 20 segundos menos. Esto supone un cambio de resistencia en el cuerpo (si piensas que 20 segundos de diferencia no es nada… empieza a medirlo con cronómetro y verás).

Simplemente… aburrimiento

Es posible que esto pueda suceder. Y es que a veces nos obsesionamos con seguir una rutina que nos gusta, es cómoda de hacer o cualquier otro factor. Pero esto puede caer sobre nosotros y aburrirnos de ello.

Esta es una de las razones principales por las que puedes modificar tu rutina de entrenamiento.

Puedes encontrar cientos de rutinas de entrenamiento que se adapten tanto a lo que buscas como a lo que te gusta, con cientos de ejercicios y distintas posibilidades de entreno.

Como hemos visto en el punto anterior, puedes cambiar desde el tiempo de descanso hasta el peso de los ejercicios. Pero, además de esto, puedes modificar otras cosas:

  • Orden de los ejercicios
  • Cambio de días de entrenamiento
  • Cambio de frecuencia de entrenamiento
  • Cambio de músculos trabajados durante la misma sesión
  • Cambio de repeticiones de ejercicio

El cambio puedes hacerlo cuando veas que ya no te supone un estímulo en ti, es algo que puedes valorar tu mismo o tu entrenador o personal de gimnasio.

Revistas y contenidos de marketing

Como siempre, o como todo en esta vida, el marketing es algo que está en cualquier sector. En el caso del culturismo o el fitness, está plagado de revistas y contenidos de este estilo (destinados todos ellos a vender).

Con esto, no estamos diciendo que todos los contenidos sean malos, sino que muchas veces están basados en vender. Por ejemplo, en el caso de los suplementos, muchas veces no son necesarios. Es decir, pueden suponer una ayuda para tu recuperación o para ayudarte a entrenar, como es el caso de la cafeína o la utilización de la creatina, pero no son 100% priomordiales.

Por ello, tampoco es necesario que te sientas influenciado o presionado por estas revistas sobre “la mejor rutina de entrenamiento” y seguirla siempre al 100%.

Por ejemplo, nosotros hemos colocado un sencillo ejemplo de rutina de entrenamiento, pero esto no significa que sea la que debes seguir, tan solo es un ejemplo.

Recuerda que, en esto del fitness, nunca vas a encontrar algo que sea 100% personalizado y/o que te garantice el cuerpo que deseas.

Entonces, ¿qué hay que tener en cuenta para cambiar la rutina de entreno?

Debes recordar que:

  • El músculo entiende de estímulos, cámbialo cuando veas que está acostumbrado al estímulo que le aportas.
  • Modifica tu rutina si no estás cómodo con ella.
  • Trata de mezclar ejercicios poliarticulares y monoarticulares.
  • No tengas un tiempo determinado para la rutina de entrenamiento.

Si te ha gustado el post, no dudes en comentar o compartir por redes sociales.

Be the first to comment on "Cambiar la rutina de entrenamiento: ¿Cuándo hacerlo?"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*